GIOVANNI FALCONE Y PAOLO BORSELLINO: 25 AÑOS DE SUS ASESINATOS.






















Giovanni Salvatore Augusto Falcone, asesinado en Sicilia el 23 de mayo de 1992 junto a su cónyuge Francesca y varios custodios, y Paolo Emanuele Borsellino, asesinado dos meses después, fueron juristas que -junto a otros- y ocupando funciones en el órgano persecutor italiano, condujeron honesta y valientemente el combate contra la mafia siciliana y, también, contra el aparato político que la protegía, aparato cuyo más alto exponente fue Giulio Andreotti, durante varios periodos presidente del Consejo de Ministros.

Se cumplen 25 años de sus homicidios.

Vale considerar sus vidas y su acción, motivadas en la solidez ética que albergaron y que encarnaron –literalmente- hasta sus muertes.



























Su título (“Cadáveres excelentes”) refiere el nombre del notable filme de 1975, de Francesco Rosi.

También recomendable, esta vez sobre el caso del general Carlo Alberto dalla Chiesa, es un filme de Giuseppe Ferrara (1984), que convocó en el rol principal –también- al talentoso Lino Ventura.